Nos encontramos ante uno de los linajes más característicos y propios Cantabria. Algunos genealogistas, tienen empeño en hacer francés a este apellido, que es uno de los topónimos que más abundan en Cantabria, derivado de la raíz "busta", que quiere decir, lugar de descanso del ganado. De esta misma raíz proceden nombres de lugares como La Busta, Bustablado, Bustillo, Bustancilles, Bustidoño y un larguísimo etc. En Campoo, se encuentra el lugar de Bustamante, y la torre medieval del apellido, en la Costana, aún hoy en poder de la familia Ruiz de Bustamante. Existe un verso heráldico que dice: "Vi las armas relumbrantes y los franceses blasones, de los fuertes Bustamantes, que reyes no fueron antes, que fueron emperadores". Aquí un inspirado poeta-Rey de armas, quiso demostrar la ascendencia francesa del linaje, que no tiene por qué acudir a Francia para demostrar su nobleza porque la tiene sobrada en Cantabria y se la han aumentado los personajes que de tal estirpe descienden. Desde el medievo aparecen los Bustamante señoreando la Costana, como vemos por el Becerro de las Behetrías, códice del siglo XIV, donde se dice que "este logar es yermo e que non moran en el mas que dos homes, el uno en un solar de vehetriá, e el de la vehetría, es vasallo de Gonzalo Díaz de Bustamante e son naturales de la behetría, los de Bustamante e Gonzalo González de Lucio"'. La otra casa importante, la de Quijas en el valle de "Río focín", aún no estaba en poder de los Bustamantes, que varias décadas más tarde, el 30 de diciembre de 1369, fue fundada por Don Juan Sánchez de Bustamante y su mujer María Vélez de Calderón, quienes fundaron el primer mayorazgo "de la nuestra casa fuerte de Quixas, e de todo lo que a ella pertenece". Esta casa de Reocín fue con el tiempo una de las más importantes del apellido. Del solar de la Costana salieron las ramas que pasaron de Campoo a Toranzo, donde también tuvieron casas y palacios, lo mismo que en Renedo de Piélagos, Iguña, Comillas, Carranceja, Caries, Carriedo, Puente San Miguel, Silió, etc. Es completamente imposible tratar de resumir las grandes personalidades salidas de estas diferentes ramas de Bustamante, pero sí debemos destacar a Don Francisco de Aisedo y Bustamante, heroico marino muerto en la Batalla de Trafalgar; Don Fernando de Bustamante y Villegas, nacido en Ontaneda, Caballero de Calatrava, Gobernador militar en Chile y Perú, los también calatravos, Don Juan Bernardo de Bustamante, y Don Luis Antonio de Terán y Núñez de Bustamante; los de Alcántara Don Tomás de Bustamante y Rueda, Don Felipe de Bustamante y Ceballos, Don Juan José de Bustamante y Tagle, Don Diego de Villegas Bustamante, etc. así como los Caballeros de Santiago Don Juan Antonio Bracho Bustamante, don Fernando de Bustamante y Ceballos, Don José Joaquín de Bustamante y Guerra, Don Juan Bustamante y Herrera, Don Diego de Bustamante y Fumares, Don Diego de Bustamante y Quijano, Don Felipe de Bustamante y Tollo, Don García de Bustamante y de la Torre, Don Rafael Castillo y Bustamante, Don Juan Cordero y Sánchez de Bustamante, Don José Portilla Bustamante, Don Juan Antonio Ruiz de Bustamante y una larga lista que comprende varios caballeros más, vinculados a este linaje. Asimismo varios de Carlos III, y por supuesto títulos nobiliarios como el Marqués de Villatorre, Marqués de Bustamante, Marqueses de Villanizas, Conde de Estradas, Marqués de Mercadal, Marqués de Villaformada, Vizcondado de Cabanas, etc. vincularon con las casas de Bustamante; notables militares y marinos, historiadores y literatos, obispos y religiosos, descienden también de estas casas. Dice el Doctor Labayru que una familia de este apellido, radicó en las Encartaciones de Vizcaya. Miembros de esta familia ingresaron en la Ordenes Militares de Calatrava, San Juan de Jerusalén y Alcántara y ostentaron las dignidades de la Orden de Carlos III. En lo que se refiere a América, hay constancia de que algunas familias de este apellido se establecieron en aquel continente, con preferencia en Méjico, Argentina y Chile.
Copyrigth 1993-2008 © Cecill Torres Villar. Reservados todos los derechos.
    En campo de oro, trece roeles de azur. Hay infinidad de variaciones, siempre con los elementos de los trece roeles. Otros: Partido: 1º, de oro, con trece roeles de azur, y 2º, de gules, con una banda de oro engolada en cabezas de dragones de sinople, lampasados de lo mismo. Bordura general de azur con tres flores de lis de oro. (Usaron la banda por habérsela concedido Alfonso XI, al que fue su Mayordomo Don Carey Sánchez de Bustamante). En Cantabria se conservan en algunas casonas o palacios estas armas con las lises dentro del campo, jugando diversamente con la colocación de las piezas. Otros traen: en campo de plata, trece roeles de sable.
Escudo "Bustamante" Copyrigth © Cecill Torres Villar. www.lagenealogia.com